23 may. 2015

Birdman o (La Inesperada Virtud de la Ignorancia) (2014)


- DIRECTOR: Alejandro González Iñárritu
- ACTORES: Michael Keaton, Emma Stone, Edward Norton, Zach Galifianakis, Naomi Watts, Amy Ryan, Andrea Riseborough, Lindsay Duncan, Merritt Wever, Joel Garland, Natalie Gold, Clark Middleton

- CRITICA: He tenido que ver dos veces esta película para poder comentarla teniendo más claro si realmente era una muy buena película o una tomadura de pelo, que fue la sensación con la que acabé tras verla la primera vez. Disfruté mucho el primer visionado por todo el aspecto técnico y actoral, pero al acabar me quedó una sensación de confusión tremenda. He dejado pasar un par de meses antes de volver a verla, y la verdad es que realmente me ha vuelto a provocar casi las mismas sensaciones que en el primer visionado.
Partiendo del hecho que no es una película apta para todo tipo de público, ni mucho menos, es una película que tiene muchas lecturas en segundo plano y requiere de una buena dosis de interpretación propia del espectador, sobre todo ese final tan abierto y con tantas interpretaciones diferentes posibles.
Sin duda estamos ante un trabajo de dirección de gran magnitud, porque para haber podido rodar y montar la película casi en su totalidad (salvo los últimos momentos) en un único plano secuencia, ha debido requerir una planificación milimétrica, y un posterior trabajo de montaje brutal, porque realmente está tan bien hecho que salvo algún pequeño detalle, siendo muy puntilloso, no se nota para nada el montaje del plano secuencia.
La historia trata sobre un actor que obtuvo grandes éxitos en taquilla gracias a dar vida a un superhéroe (Birdman) hace años, y ahora que está un poco olvidado, quiere relanzar su carrera actoral adaptando una famosa obra teatral que vuelva a ponerlo en un primer plano. Pero ese actor tiene siempre en su cabeza al superhéroe que le hizo alcanzar la fama y conseguir taquillazos intentando convencerlo que deje la obra y vuelva a rodar una secuela del personaje.
Teniendo en cuenta la carrera de Michael Keaton, el que en su vida real fue el primer actor que dio vida a Batman, el que se considera el primer superhéroe de éxito comercial (sin contar el primer "Superman", claro), y hasta esta película estaba perdido en pequeños papeles secundarios, la verdad es que es muy divertido ver esas referencias cruzadas entre personaje ficticio y el actor real.
Y tiene una crítica bastante clara a todo el cine de superhéroes que nos llega al cine actual con tanta asiduidad, sobre todo en algunos diálogos del inicio, que son realmente magníficos y divertidos.
La película transcurre casi en su totalidad dentro del teatro dónde se prepara y se representa la obra teatral, mostrándonos todos los entresijos del mismo, algo que realmente me a encantando, porque le añade un plus de interés al visionado y al rodaje, ya que hay escenas que se rueda en estrechos pasillos o bien en lugares pequeños que seguro que no han sido fáciles de rodar para montar después.
Durante la película asistimos a todo el proceso mental y físico que se produce en el protagonista, con la presión de sacar adelante la obra teatral para no arruinarse económicamente, intentando controlarlo todo y todo ello con la presión que le provoca la visión del personaje de Birdman y sus constantes ataques mentales.
Ya he comentado que técnicamente estamos ante un trabajo de primer nivel, con un montaje increíble, pero que no queda en eso únicamente, ya que se complementa con un trabajo de fotografía maravilloso firmado por el gran Emmanuel Lubezki, que sigue maravillando tras su anterior trabajo en "Gravity".
Un aspecto que ha dado mucho que hablar es la banda sonora, que en su mayor parte está realizada con una machacona batería, que el director quería usar para remarcar las sensaciones y sentimientos del protagonista, y que desde luego lo consigue, porque a veces resulta realmente incómoda. Sin duda en la película funciona consiguiendo lo que se propone, pero fuera de la misma no creo que sea una banda sonora que se pueda disfrutar.
Todo el maravilloso trabajo de dirección, montaje, fotografía y guion, no sería tan bueno sin el extraordinario trabajo de los actores, que son los que dan toda la credibilidad a los personajes, sin la que nada sería tan bueno como resulta.
Empezando por el gran trabajo de Michael Keaton, un actor que personalmente siempre me gustó, pero que llevaba años muy perdido en pequeñas películas y papeles muy secundarios, realiza una interpretación perfecta. Aparte de su obvia conexión Batman-Birdman, que da un plus a su papel, el actor está genial en todo momento, mostrando una gama de variados registros que hace que te creas el personaje totalmente.
Del resto del reparto la verdad es que solo se puede hablar maravillas, porque están todos estupendos, desde las caras más conocidas como Edward Norton, Emma Stone o Naomi Watts, hasta Andrea Riseborough o el sorprendente Zach Galifianakis. De todos ellos me gustaría destacar a Edward Norton, que vuelve a demostrar que es un actorazo a pesar de llevar unos años un tanto desaparecido, y que tiene además uno de los mejores papeles de la película.
Como he dicho antes es una película que no es para todo el mundo, porque o entras en ella y la disfrutas desde el inicio, o seguramente te parezca aburrida y te desoriente en más de una ocasión. Y el tramo final es lo mismo pero mucho más potenciado, ya que es uno de los finales más abiertos que he visto en mi vida. Es tan abierto que te deja un poco de mal sabor de boca tras haber disfrutado de todo el metraje, porque no confirma nada y deja que el espectador pueda elegir entre varias opciones que pueden ser totalmente válidas.
A mí los finales abiertos me suelen provocar sentimientos encontrados, porque me pueden parecer acertados pero al mismo tiempo me dejan un poco de decepción, y en el caso de "Birdman" es tan abierto que me hizo volver a dudar de si la película es una maravilla o me han tomado por tonto.
En este caso he hecho algo que no suelo hacer, pero como yo tenía varios posibles explicaciones en la cabeza a ese final, me dio por leer por internet diferentes blogs y teorías, y aunque sigo sin tener claro cuál es el final "de verdad", me alegré de ver que mis interpretaciones son las más extendidas entre los fans de la película, aunque hay algunas más. De hecho parece ser que el propio director no ha confirmado ningún final como el "correcto", sino que ha dejado ese final tan abierto conscientemente.
Viendo la cinta como un conjunto, tengo que decir que me ha parecido una película notable, con varios aspectos sobresalientes, que me hubiese parecido más redonda con un final algo más cerrado. Aún con ese final, se agradece ver una película que se sale de lo común, que provoca sensaciones tan diferentes y que es un soplo de aire fresco ante tantas secuelas, precuelas, remakes y revisiones. Yo os la recomiendo, pero siempre y cuando no esperéis ver una película fácil de ver, ya que va a exigiros un poco como espectadores, pero sin duda merecerá la pena.

Mi nota: 8

Saludos.
Kasko.


16 may. 2015

Mad Max: Furia en la carretera (2015)


- DIRECTOR: George Miller
- ACTORES: Tom Hardy, Charlize Theron, Nicholas Hoult, Hugh Keays-Byrne, Zoë Kravitz, Angus Sampson, Rosie Huntington-Whiteley, Riley Keough, Nathan Jones, Abbey Lee, Josh Helman, Courtney Eaton

- CRITICA: Esta es de esas películas que desde que oigo hablar de ella ya me suena a proyecto que huele mal desde el primer momento. Recuerdo todos los rumores que comenzaron a surgir sobre un reboot de la saga con una mujer dando vida a Max, y ya me echaban para atrás. Hace un año o así comenzaron a mostrarse imágenes y pequeños videos sobre la misma, y me provocaban cero ganas de verla, no me atraía para nada, sobre todo después de la decepción que me supuso revisionar hace unos años la trilogía original, que recordaba con mucha más calidad.
Con lo anterior dicho, al final he acabado viéndola el día de su estreno y en la primera sesión, incluso teniendo pendiente ver "Vengadores: La era de Ultrón", y lo peor es que he ido a verla con muchas ganas y unas expectativas altísimas. El motivo de este cambio tan radical han sido, como suele pasar, unas críticas magníficas de medios de mi total confianza, sobre todo de algún programa de cine y su director, con el que suelo coincidir casi siempre.
Entrando ya en "Mad Max: Furia en la carretera", la película comienza directamente a meterte de lleno en el mundo apocalíptico sin explicar nada, y lo hace mediante una escena de acción que, salvo un par de minutos entre medias, que dura una media hora. Pero no cualquier escena de acción, sino una salvaje, apabullante y recargada escena llena de adrenalina, un espectáculo visual alocado y que impresiona por momentos, pero también te deja exhausto al acabar.
Tras esa inacabable primera parte, uno espera que suba el nivel, porque está bien que tenga acción y visualmente sea espectacular, pero es necesario que haya algo más detrás de la misma. Lástima que tras un tramo algo más pausado y en el que incluso hay algunos diálogos, la película vuelve a convertirse en otra extenuante persecución llena de adrenalina, explosiones, acrobacias que acabó por saturarme e incluso sentir algo que hacía mucho que no me pasaba en el cine, que es desear que acabase ya.
Lo único destacable es Charlize Theron, tanto por el buen trabajo de la actriz, como por que es el único personaje que tiene algo de fondo y que está un poco desarrollado, y por tanto, es el único por el que puedes sentir algún tipo de empatía
Por otro lado, el personaje de "Mad" Max, es totalmente plano y decepcionante. No es que en la trilogía original fuera un personaje profundo y muy desarrollado, pero comparado con el que protagoniza Tom Hardy parecía un personaje escrito por Shakespeare.
Del resto de  apartados, destaco la fotografía y el apartado visual, ya que tiene algunas escenas potentes y muy llamativas, que normalmente suelen acabar siendo tan excesivas que pierden el impacto inicial.
Si tuviera que resumirla diría que es una película de acción lineal, con un guion y unos personajes simples a más no poder, visualmente tan sorprendente como recargada y excesivamente larga.
Sigo alucinado oyendo y leyendo las críticas que la ponen como una obra maestra en la mayoría, me hacen pensar que hemos visto otra película. Yo entiendo y comparto que los gustos son muy personales y que tal vez ésta no sea una película que a priori encaje demasiado en mis gustos, pero es que no me parece una película que sea del tipo que gusta a tanta gente, y sobre todo, a tan diferentes tipos de espectadores.
En el fondo es más de lo mismo que nos ofrecían las películas clásicas, más parecida sobre todo a "Mad Max, el guerrero de la carretera", la segunda parte, aunque con muchos más medios y mucho más potente en el apartado visual. A pesar de eso, me sigo quedando con las dos primeras partes, que sin ser nada del otro mundo, ofrecían algo más que esta nueva entrega, a la que si le quitamos las cosas que me han gustado del apartado visual, diría que es una mala película, pero que gracias a esos puntos positivos, la dejo en una película muy floja.
Espero que si la veis os guste más que a mí, aunque creo que si la trilogía original tampoco os gustó demasiado, casi que mejor que no la veais.

Mi nota: 5

Saludos.
Kasko.