28 sept. 2013

La lista de Schindler (1993)


- DIRECTOR: Steven Spielberg
- ACTORES: Liam Neeson, Ben Kingsley, Ralph Fiennes, Caroline Goodall, Jonathan Sagall, Embeth Davidtz, Norbert Weisser, Martin S. Bergmann, Mark Ivanir, Malgorzata Gebel

- CRITICA: Cada cierto tiempo me gusta revisionar películas que me marcaron como espectador en el cine, y sin duda alguna, "La lista de Schindler" es una de ellas.
Poco hay que decir ya a estas alturas de esta obra maestra, 20 años después de su estreno, por lo que tampoco me explayaré demasiado en mis comentarios.
Como toda gran película, es un placer volver a verla, y disfrutar de ella, aunque creo que este visionado ha sido el más difícil para mí, sin contar cuando acudí al cine a verla de estreno. Difícil porque me sigue impactando cada una de sus escenas más descarnadas, me sobrecogen y me dejan hecho polvo al acabar de ver la película.
Aunque también me hace volver a apreciar sus muchas virtudes y sentir que he visto una de las mejores películas de todos los tiempos, de esas que todo el mundo debería ver, sobre todo para que no se olvide uno de los capítulos más aborrecibles de la historia de la humanidad.
Quién suela leer mis reseñas, sabrá que soy un gran admirador de Steven Spielberg, uno de los grandes directores de siempre, al que se le ha colgado más de una etiqueta que me parece injusta e inmerecida. Incluso la mayor parte de detractores de Spielberg, no puede criticar a "La lista de Schindler", más allá de ese final que generó críticas dispares. Salvo esa escena, me parece imposible hablar mal de esta película.
La historia, basada en hechos reales, está narrada con un pulso narrativo perfecto, a pesar de sus más de 190 minutos de duración, ya que consiguen mantenerte pegado al asiento.
Tras un inicio que sirve para presentar a Oskar Schindler y sus planes para hacerse rico a costa de los judios, Spielberg comienza a mostarnos la cruda realidad de los guetos y el trato que recibieron los judíos. Y lo hace sin intentar suavizar nada, vez la frialdad con la que eran asesinados y tratados como animales.
Las primeras escenas de este tipo te dejan frío, por su realismo y por la naturalidad con la que ocurren, y poco a poco va subiendo en intensidad, hasta que parece el personaje de Amon Goeth, sin duda uno de los personajes más detestables que recuerdo.
Esa escena en la que asaltan el gueto judío es de una crudeza extrema, consigue hacer mella en el espectador por su intensidad y por todo lo que ocurre durante la misma. Tal vez sea una de las escenas más impactantes que recuerdo.
Pero hay otras que son también escenas duras y que te hacen encogerte mientras las ves, por ejemplo algunas que ocurren en los campos de concentración, o cuando el ya nombrado Amon Goeth dispara con un rifle desde su balcón...
El nivel técnico de la película es asombroso, hace que todo parezca real y que por momentos te sientas metido en la misma. Spielberg siempre se caracterizó por ser un director muy técnico, con una gran visión para hacer películas divertidas, de gran ritmo, pero con "La lista de Schindler" sorprendió a todos al conseguir aplicar esa calidad formal a una historia tan dura y tan emotiva, y conseguir un resultado redondo.
La fotografía en blanco y negro es uno de los mayores aciertos de la película, porque no te hace echar de menos ni por un segundo el color, aporta una tremenda frialdad al conjunto, aparte de ser una fotografía muy cuidada y vistosa. Y el detalle de mostrar únicamente color en el abrigo de una niña, es un punto que aporta más de lo que podría parecer en principio.
Sobre el diseño de producción poco que decir, es algo en lo que los trabajos de este director nunca defraudan, y aquí no iba a ser menos.
Y otro aspecto que siempre sobresale en las películas de Spielberg, es, como no, la banda sonora del maestro John Williams. Es una pareja que con los años nos han ido dejando verdaderas maravillas, que han alcanzado un nivel de compenetración sorprendente.
El trabajo de Williams es sobrecogedor, componiendo una banda sonora preciosa y de una emotividad absoluta. Como siempre, la música se integra a la perfección con las escenas, y si oyes la música por separado, te viene a la mente la película gracias a esa unión entre música e imágenes que consigue este compositor.
Sobre el reparto no se puede objetar nada, ya que es uno de los mejores trabajos interpretativos de toda la filmografía de Spielberg, algo que siempre le ha perseguido como punto negativo, que sus actores nunca recibían premios, hasta este año en el que Daniel Day-Lewis se llevó el Oscar por su papel en "Lincoln".
El trio protagonista formado por Liam Neeson, Ben Kingsley y Ralph Fiennes está insuperable, una lástima que no se llevaran algún premio importante por sus interpretaciones.
Liam Neeson realiza su mejor interpretación, con un personaje al que sabe aportar esa dualidad tan fuerte en la que se mueve, ya que pasa de ese aspecto inicial fuerte e imponente a llegar a transmitir después una gran humanidad y gran tristeza en esa última escena.
Ben Kinglsey tiene un papel algo más secundario pero que igualmente borda en mi opinión. Da vida a un personaje de una importancia vital en la trama, al que dota de una credibilidad total, gracias a un trabajo muy bueno.
Y por último nombrar a un casi novato Ralph Fiennes, que aquí interpreta a un personaje al que consigue que odiemos, por el que sintamos asco, protagonizando algunas de las escenas más impactantes de la película.
El resto del reparto tiene un menor peso en la historia, pero habría que destacar los buenos trabajos de Caroline Goodall y Embeth Davidtz, y en general todo el reparto de secundarios que aparecen.
Poco más que decir sobre una de mis películas favoritas, una de las que más me marcaron cuando comencé a disfrutar del cine de verdad y a ver muchas películas, de esas que puedes ver muchas veces y siempre te parece una obra maestra.
Y sobre ese final que generó cierta polémica, cuando aparecen los supervivientes reales de la historia, por el que se volvió a atizar a Spielberg por sus finales demasiado emotivos y de lágrima fácil, me parecen injustos, porque creo que no estropean el resultado para nada, aunque es cierto que sin esa escena tampoco hubiese pasado nada. Pero bueno, es una elección del director y creo que queda bien y es un detalle que te hace acabar de ver la película y volver a la realidad, comprobando que de verdad existieron esas personas a las que Oskar Schindler salvó.
Supongo que a estas alturas no quedará ningún cinéfilo o amante del buen cine sin verla, pero por si acaso... ya tardáis en disfrutar esta OBRA MAESTRA.

Mi nota: 10

Saludos.
Kasko.

21 sept. 2013

El gran Gatsby (2013)


- DIRECTOR: Baz Luhrmann
- ACTORES: Leonardo DiCaprio, Tobey Maguire, Carey Mulligan, Joel Edgerton, Isla Fisher, Elizabeth Debicki, Amitabh Bachchan, Jason Clarke, Adelaide Clemens, Max Cullen, Steve Bisley

- CRITICA: Empezaré comentando que desconocía totalmente la historia de Gatsby, ni he leído el libro ni he visto ninguna de las anteriores adaptaciones cinematográficas, por lo que no puedo compararla con ellas.
La película me ha gustado, me ha parecido una buena película, muy buena por momentos, aunque también algo irregular en otros, a la que la dirección de Baz Luhrmann le aporta muchas cosas positivas pero otras negativas.
Nada más comenzar salta a la vista que es una producción muy costosa, muy cuidada y de gran pretenciosidad por parte del director, que intenta rodar una historia clásica pero dándole su toque moderno habitual, mezclando música y coreografías de lo más recargadas.
El problema es que aunque en "Moulin rouge" le salió un peliculón, dónde la historia permitía todo ese exceso visual y musical, porque potenciaba la historia y no la entorpecía, en "El gran Gatsby", que transcurre en los años 20, la verdad es que resulta una opción tan arriesgada como desacertada.
Ver los decorados y la recreación de Nueva York en aquellos años, sencillamente espectaculares, echados a perder por esas coreografías modernas y esa música rapera, llega a resultar muy molesto. No solo lo digo porque odio los musicales, sino porque resulta sumamente incongruente una ambientación con la otra. Menos mal que salvo la escena de una fiesta en casa de Gatsby, que es realmente larga e insufrible, apenas vuelve a ocurrir en algunas escenas menores, porque para mí ha sido un hándicap a la hora de seguir la película durante esos momentos.
Pero por otra parte, cuando deja de lado toda esa parafernalia de modernez y demás, la película es estupenda, con una cantidad de virtudes que te da que pensar hasta dónde hubiese llegado con una ambientación más adecuada.
Dejando de lado esas escenas ya comentadas, la película me ha mantenido realmente interesado en la historia y en los personajes, porque consigue crear una intriga alrededor de Gatsby que te mantiene esperando que desaparezca ese personaje adorable y aflore su lado oscuro. Si hubiese conocido la historia, me hubiese perdido esa sensación que tan bien conseguida está, y que es algo que me ha encantado.
La narración de la historia, que en gran parte se hace utilizando una voz en off, me ha parecido muy bien resuelta, ya que es un recurso que, bien utilizado, da mucho juego a la hora de desarrollar la trama.
Salvo algunas escenas que tal vez se alargan demasiado haciendo que decaiga un poco el ritmo, está bastante bien dirigida la historia y las escenas están resueltas con bastante acierto, lo que ayuda a que sus casi dos horas y media apenas decaigan.
Sobre el reparto, decir que es magnífico, con unas acertadas elecciones de casting. Destaca sobre todos Leonardo DiCaprio, en una interpretación soberbia, desprendiendo carisma y mostrándose atractivo y misterioso. Realiza un trabajo de gran calidad, sin duda de lo mejorcito de su carrera.
También me ha gustado una más que correcta Carey Mulligan, perfecta para el papel de Daisy, aunque queda ensombrecida en las escenas con DiCaprio. Estupendo también está Joel Edgerton, en el papel de marido de Daisy, sobre todo en las escenas en las que rivaliza con Gatsby.
Y no puedo olvidarme de Tobey Maguire, del que he leído y oído críticas malísimas por su papel de Nick, el narrador de la historia. A mí me ha parecido una interpretación estupenda, y creo que el actor encaja a la perfección para el tipo de personaje al que da vida. Tras DiCaprio, para mí, el mejor del reparto.
En resumen, una película que considero muy buena, a la que Baz Luhrmann consigue darle una gran dimensión y sacarle mucho partido a la historia de amor, manteniendo la intriga sobre el personaje protagonista. Pero esa decisión de intentar modernizar la historia utilizando música actual y esas fiestas tan discotequeras, le hacen bastante daño al resultado final.
Yo la recomiendo, creo que sus virtudes son mucho mayores, en cantidad y calidad, que sus defectos, y que merece la pena disfrutarla, sobre todo si se desconoce la historia, como me ha ocurrido a mí.

Mi nota: 7,5

Saludos.
Kasko.

14 sept. 2013

Trance (2013)


- DIRECTOR: Danny Boyle
- ACTORES: James McAvoy, Vincent Cassel, Rosario Dawson, Tuppence Middleton, Danny Sapani, Wahab Sheikh, Lee Nicholas Harris

- CRITICA: Tenía bastantes ganas de ver esta película, primero porque me gustan los thrillers de este tipo y segundo porque había leído algunas buenas críticas. También me parecía interesante por el director y el reparto, así que tenía esperanzas en ella.
El comienzo, es muy bueno, con un ritmo bastante conseguido, que te mete de lleno en la película y en la historia, y te hace tener interés en ella rápidamente. Sin duda es lo mejor de todo el conjunto, que después no consigue mantener el mismo nivel, lamentablemente.
Me encantan las películas con giros inesperados, no me importa que me engañen y me sorprendan, pero claro, siempre que se haga de manera medianamente decente y se hile todo bien para que el final sea sorprendente a la vez que creíble.
El problema principal de "Trance", en mi opinión, es que riza demasiado el rizo, la última parte abusa de los giros y de los cambios en los personajes, tanto que acaba por desconectarte un poco de la trama. Además el final no es demasiado convincente y acaba siendo decepcionante.
La película digamos que aguanta más o menos la primera hora, en la que aún sientes cierto interés en saber cómo acabará todo, pero de ahí en adelante decae demasiado, por lo que queda en una película más.
En lo que destaca es en la dirección, el montaje y todo el aspecto visual, en la que sí se le puede considerar una muy buena película, como suele ser habitual en el cine de Danny Boyle.
Sobre el reparto, decir que el trío protagonista está bastante bien, secundados por otros actores menos conocido.Destacaría a James McAvoy, que me sigue pareciendo un actor joven de lo más interesante, aunque Vincent Cassel tampoco lo hace nada mal de malo. Y Rosario Dawson gana protagonismo conforme la película avanza, realizando una interpretación de un nivel bastante bueno, aparte de tener una escena donde lo enseña todo.
Como digo, una película con un arranque bastante prometedor, que se va desinflando hasta llegar a un final que no te deja nada satisfecho. De todas formas no es una mala película, así que os animo a verla si aún no lo habéis hecho, lo mismo os gusta.

Mi nota: 5,5

Saludos.
Kasko.

8 sept. 2013

Los últimos días (2013)


- DIRECTOR: Álex Pastor / David Pastor
- ACTORES: Quim Gutiérrez, José Coronado, Marta Etura, Leticia Dolera, Lluís Villanueva, Mikel Iglesias, Ivan Massagué

- CRITICA: Como buen aficionado a las películas post-apocalípticas, me parecía curioso ver que nos ofrecían los hermanos Pastor tras la interesante pero decepcionante "Infectados". La presencia de José Coronado añadía interés al proyecto, así que me decidí a verla, aunque tampoco esperaba gran cosa de ella, sinceramente.
El punto de partida de la historia se puede decir que es original, aunque falto de fuerza, ya que no aporta una base lo suficientemente fuerte para montar sobre ella una película demasiado creíble. No digo que no pueda ser verdad lo que ocurre, pero tiene el mismo gancho que por ejemplo un virus, una infección o algo ya visto en otras películas.
Lo mejor que tiene "Los últimos días" es su ambientación, bastante conseguida y que aporta credibilidad a la trama, ya que se recrea bien la situación en la que se mueven los protagonistas. Tiene un diseño de producción muy cuidado, a pesar de no haber tenido un presupuesto demasiado alto.
Tampoco me ha parecido demasiado creíble el comienzo de la historia en sí, con el robo del GPS... me parece un poco cutre como punto de partida de la historia de los dos protagonistas.
En cuanto al desarrollo de la película, tiene algún momento entretenido y se puede ver, pero tampoco se hace demasiado sorprendente ni interesante como para decir que la historia te atrapa y te metes de lleno en ella.
Y el final pues como suele pasar, sin llegar a ser tan malo como el de la reciente "Fin", película a la que me ha recordado en algunos detalles, es un final que intenta ser sorprendente pero que se queda en un final correcto sin más, aunque en la misma línea que el resto de la película, es decir, que se basa en un hecho no demasiado creíble.
En cuanto a los actores, Quim Gutiérrez y José Coronado son prácticamente los que aparecen durante todo el metraje. Ninguno de los dos lo hace mal, pero tampoco se puede decir que destaquen precisamente con actuaciones de gran nivel, pero sus personajes no daban tampoco para mucho. De los secundarios, destacar a la siempre correcta Marta Etura y poco más.
En resumen, aunque no se puede considerar una mala película, no aporta nada nuevo al género, salvo el hecho de ser una película nacional de un género poco desarrollado aquí. Una película mediocre, con alguna buena idea pero poco más.

Mi nota: 5

Saludos.
Kasko.

1 sept. 2013

Star Trek: En la oscuridad (2013)


- DIRECTOR: J.J. Abrams
- ACTORES: Chris Pine, Zachary Quinto, Zoe Saldana, Benedict Cumberbatch, Karl Urban, Simon Pegg, John Cho, Anton Yelchin, Alice Eve, Bruce Greenwood, Peter Weller, Noel Clarke, Leonard Nimoy

- CRITICA: Tras el "reboot" que hizo hace ya unos años J.J. Abrams de la saga "Star Trek", que me pareció realmente bueno, tenía bastantes ganas de ver qué conseguía hacer en la secuela, sobre todo por las buenas críticas en general que había cosechado.
Conozco las películas clásicas de la saga, aunque no las he visto todas, me gustan algunas y otras no tanto, por lo que no soy un "trekkie" ni de lejos, pero como buen amante del cine de ciencia ficción y películas espaciales, pues tenía buena predisposición a disfrutarla.
La película arranca de forma espectacular, con unos primeros minutos repletos de acción y que te meten de lleno en la trama. Desde el inicio llama la atención es increíble aspecto visual que tiene el film durante todo su metraje, con una fotografía y una calidad de imagen potente, muy curiosa en esta primera secuencia.
En esta pequeña introducción, vemos de nuevo vemos en acción a un joven e impulsivo Kirk metiéndose en problemas, y a un Spock que sigue en su línea de no romper las reglas y hacer siempre lo que marcan las mismas, para recordarnos un poco como son los protagonistas.
Sigue siendo curioso y divertido volver a ver a los personajes de toda la vida, como Scotty, Sulu, Uhura... pero mucho más jóvenes, te hace recordar las películas antiguas y las aventuras que vivían en ellas.
La trama de esta entrega me ha parecido bastante buena, con una historia que sustenta bien la película, que se desarrolla con un buen ritmo y un guión bastante acertado. Mantiene cierto suspense en la historia y el algún personaje, y dosifica bien los momentos de acción.
Sus algo más de dos horas de duración están bien ajustadas, sin provocar sensación de ser excesivo ni aburrir en ningún momento, lo cual es muy de agradecer.
Lo que más me ha sorprendido, porque es realmente impresionante, es la factura visual de la película, y eso que hace poco que he visto "Oblivion" y "Elysium", que ya me sorprendieron por su calidad visual. Aquí los efectos especiales son de una calidad apabullante, están tan bien empleados en conjunto con los decorados que tienen un realismo absoluto.
Eso sí, destacar la manía que tiene J.J. Abrahams de meter reflejos en las escenas de forma abusiva, es algo realmente molesto a veces, y una constante que suele repetir en sus películas y que a mí me fastidia mucho.
La banda sonora de Michael Giacchino me ha parecido un trabajo bastante destacable, del nivel habitual de este gran compositor, aunque potenciando más los temas moviditos y de más acompañamiento a la acción.
En cuanto al reparto, me ha parecido bastante acertado, como ya ocurrió en la anterior entrega de la saga. Al igual que me pasó en la primera parte, Chris Pine me resultaba un poco chirriante, pero después acaba convenciéndome. Los de demás actores cumplen bien en sus papeles, aunque destacaría sobre todo a dos de ellos: Benedict Cumberbatch, que está estupendo como malo de la película, y que es un actor que me parece de lo mejorcito del panorama actual, y en segundo lugar a Simon Pegg, un actor que no soporto, es verlo en pantalla y molestarme su presencia, no porque sea un mal actor, sino porque siempre hace el papel de supuesto personaje simpático que tan poco me gusta.
Poco más que comentar sobre esta película, que me ha gustado mucho porque es muy entretenida, tiene una buena historia, está rodada con un buen ritmo y sorprende por su nivel técnico, poco más se le puede pedir a una película de Star Trek a estas alturas.
Yo la recomiendo a quién le guste el género, independientemente de que sea fan de la saga clásica o no, porque aunque se pierda algunas referencias o algunos detalles, no es necesario haber visto esas películas para disfrutar de las dos entregas que llevamos de renovación de la saga.

Mi nota: 8

Saludos.
Kasko.