8 dic. 2011

Crítica Cine: Blackthorn (Sin destino) (2011)


- DIRECTOR: Mateo Gil
- ACTORES: Sam Shepard, Eduardo Noriega, Stephen Rea, Magaly Solier, Nikolaj Coster-Waldau, Dominique McElligott, Padraic Delaney, Cristian Mercado, Luis Aduviri

- SINOPSIS: La historia cuenta que los forajidos americanos Butch Cassidy y Sundance Kid murieron en Bolivia en un tiroteo, como ya vimos en la maravillosa "Dos hombres y un destino". Aquí se narra como el primero consiguió sobrevivir y pasar desapercibido durante veinte años, con el pseudónimo de James Blackthorn, hasta que decide volver a su país.

- CRITICA: Sin ser precisamente una película que en principio me atraía demasiado, porque el western no suele atraerme, la verdad es que tenía ganas de verla, por las buenas críticas generales que había leído y oído, además de que me interesaba ver el nuevo trabajo de Mateo Gil.
La película es, como se suele denominar, un western crepuscular, y la verdad que tras verla completa tengo que reconocer que la historia recuerda en cierta forma a esa obra maestra que es "Sin perdón"... digo la historia, no la calidad general de la película...
Vemos como un envejecido Butch Cassidy planea volver a su país y dejar atrás su vida en Bolivia, escondiéndose y siempre pendiente de no ser descubierto. Se cruza con el personaje al que da vida Eduardo Noriega, que hará que todos sus planes cambien totalmente.
La historia creo que en general es interesante y mantiene un buen ritmo en su desarrollo, aunque sin duda la mejor parte en mi opinión es la parte final, tras el giro que se produce en el trama hasta su resolución, que me ha parece muy acertada. Y la utilización de los flashbacks salpicando la película me ha parecido un gran recurso, muy bien utilizado para entrecruzar la historia actual con los recuerdos del pasado.
Destacar la magnifica factura visual y técnica del film, llena de preciosos planos del paisaje boliviano y que cuenta además con pocas escenas de acción pero rodadas con gran solvencia.
Además de un notable apartado técnico, destacaría una cuidada banda sonora, un trabajo de mucho nivel de Lucio Godoy, un compositor que ya tiene varias buenas bandas sonoras a sus espaldas.
Y uno de los puntos fuertes de  sin duda la presencia de Sam Shepard, que realiza una magnífica interpretación y lleva casi todo el peso de la película, aportando credibilidad a su personaje, desde el cansado y melancólico Butch Cassidy del inicio del film hasta el decidido y vengativo personaje de la parte final del metraje.
También hay que destacar el buen trabajo de Eduardo Noriega, que demuestra aquí que puede ser un actor versátil y solvente, además que creo que el tipo de personaje que tiene en ésta película es al que más partido saca con su interpretación.
Y del reparto destacar la presencia de Stephen Rea, actor al que cada vez vemos menos en la pantalla grande, y al que siempre se agradece volver a ver. Y comentar la breve aparición del pequeño pero intenso actor Luis Aduviri, visto anteriormente en "También la lluvia".
En resumen, una película que me ha dejado una muy buena sensación tras su visionado, a pesar de que tiene algún altibajo en su desarrollo por la parte central, pero que consigue interesarte con su planteamiento inicial y dejar la mejor parte para el final, compensando los tramos más aburridos con una preciosa fotografía y una gran interpretación de Sam Shepard.

Mi nota: 7,5

Saludos.
Kasko.

No hay comentarios:

Publicar un comentario