10 sept. 2009

Critica Cine: El señor de los anillos: El retorno del Rey (2003)

- Director: Peter Jackson
- Actores: Elijah Wood, Viggo Mortensen, Ian McKellen, Sean Astin, Orlando Bloom, Liv Tyler, Billy Boyd, Dominic Monaghan, John Rhys-Davies, Ian Holm, Hugo Weaving, Cate Blanchett, Christopher Lee, Bernard Hill, Miranda Otto, Brad Dourif, Karl Urban, David Wenham, Andy Serkis, John Noble
- Oscars: Película, director, dirección artística, vestuario, montaje, maquillaje, banda sonora, canción (Annie Lennox), sonido, efectos especiales y guión adaptado (11 de 11)
- Globos de Oro: Película drama, director, banda sonora y canción

Y llegamos al desenlace tan esperado por todos, dónde sabremos que pasa con la misión suicida de Frodo y con la alianza Sauron-Saruman.
Como ya comenté, las tres partes me parecen una sóla película, así que todo lo comentado en las entregas anteriores, sigue siendo válido para el final del a trilogía.
De nuevo comienza de forma sorprendente, contándo la historia de Gollum, como se hizo con el Anillo y como se convirtió en lo que es. Tras este interesante inicio, continúa la acción donde acabó Las dos torres.
Lo más destacable de esta tercera parte, es que la historia se va cerrando y todo se concentra en dos puntos principales, con Frodo y Sam ya en Mordor intentando llegar al Monte del destino, y a todos los demas personajes partiendo a la mega batalla de Minas Tirith...
Interesante la escena donde abaten a Saruman, tras encontrar a Merry y Pippin en perfecto estado fumando y bebiendo cerveza...
Pero lo mejor de la película es, sin duda, la enorme batalla que tiene lugar en Minas Tirith, enfrentando a los ejercitos de Sauron y Saruman con los ejercitos de Gondor y Rohan unidos, sencillamente una larguísima escena técnicamente impresionante.
Otras escenas que merece la pena destacar es el ataque orco a Osgiliath y la huida de los defensores, con la consiguiente aparición del Mago Blanco... También destacar la salida de los ejercitos de Sauron de Minas Morgul, con el Nazgul a la cabeza, una escena fantástica!!. Y bueno, el final, realmente emotivo...
El score de Howard Shore mantiene el nivel de sobresaliente, la música vuelve a ser parte importantísima acompañando perfectamente todo el metraje.
Y los actores, como siempre, fantasticos, tomando mas protagonismo si cabe tanto Frodo como Sam, con buenos papeles de Elijah Wood y Sean Astin, destacando de nuevo Viggo Mortensen, Ian McKellen... todos en general estan estupendos en esta última parte de la trilogia.
En fin, un broche de oro perfecto para la mejor película de la historia. Desde luego ya después de adaptar ésta mastodóntica obra literaria, para mi, ya no hay nada inadaptable al cine.
No os la perdáis, y si aún no habeis visto ni la primera... ya tardais!.

Mi nota: 10

Saludos.
Kasko.

No hay comentarios:

Publicar un comentario